Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien

Ideas

Ideas |

María Teresa Moreno

María Teresa Moreno

María Teresa Moreno

“EL ENGAÑO”

El tránsito profesional de María Teresa y su médula ha sido el ITESO, ahí se desarrolló, como: Psicoanalista,  Maestría, Psicoterapia, Doctorado, y continua actualizándose con un Psicoanalista de Barcelona, mensualmente vía skype con toda la tecnología. Supervisa pacientes: parejas, familias, adolescentes, y llevó un programa de Radio 1310AM por siete años, llamado “Pregúntale al dolor” dirigido a personas de pocos recursos para que obtuvieran ayuda.
 
Teresa y las letras son otra de sus aficiones y tiene dos libros editados: “Puros Huesos” y “Polvo de Engaño” y, lo recaudado, va dirigido a las mujeres internas en la cárcel. Y abordará en este articulo el tema: “El Engaño”.

María Teresa:

“Freud habla de la Etapa de la Generosidad (madura) abundando a no engañarnos a nosotras mismas ya que existe de muchas maneras como lo hacemos: Le damos sentido negativo al tema, y NO siempre lo es, y se utiliza mucho para sobrevivencia: A quien queremos engañar,   adonde queremos llegar,  participamos de un engaño colectivo, como: Sabemos el funcionamiento del soborno,  secuestro, narco,  violencia, tortura, tenemos CEDHJ, sabemos no habrá  justicia, participando así de daños colectivos sociales”.

¿Vivir sin engañarnos?

“Hay engaños individuales  y por  retener la pareja, lo aceptamos. Vivir en habitación sin compartir, en ubicaciones lejanas,  maquinamos un sinfín de ideas  para auto engañarnos y justificarnos. Engaños de familia: Toda familia tiene un origen, podemos oír discursos que vienen de lugares pobres, y asumimos como verdad que cultiven amapola porque son muy pobres, volviéndose en una situación de Robín Hood. Engaños colectivos: Todo mundo sabe como funciona el PRI, sistemas políticos, lo que pagamos y mantenemos por la clase política, participando de este engaño, convirtiéndose en una parodia de juego  social”.

¿Engaños necesarios?

“El cine, literatura, chiste y albur pasando  la censura y aparezca algo sexual para ser divertido para reírnos. En el sueño, guardián del reposo. La función al dormir, perseguimos soñar para reposar, estos mecanismos del sueño llamados: contemplaciones y desplazamientos, el sueño  se vuelve engaño, maquillado por la conciencia, sí, entra algo, tendremos pesadillas y despertaremos. El engaño es consciente, el auto-engaño, no. Existe gran placer al engañar y ser engañados y todos lo disfrutamos. No hay pócima que devuelva juventud, y seguimos comprando cremas”.

¿Lo oscuro del engaño?

“La parte perversa, terrible, enferma que tiene el engaño, está en las redes, trata de personas, pedofilia, secuestro, calumnia, basada en la parte enferma y cruel de quien escribe con el fin de destruir al otro. El engaño es un mal, que llevamos dentro, no distingue razas, sexo, edad, y no mide consecuencias. Debemos verlo como delito a perseguir: Pedofilia en iglesias, secuestro, y son… INDEFENDIBLES”.

¿El engaño en la pareja?

“Donde más duele es en la pareja, familia, hermanos, del que no se espera. La primera vez que te engañen es culpa del otro, la segunda será tuya. El engaño está ligado a la decepción, traición, sirve para dar certeza al otro. El engaño es la adrenalina del adicto y cómplices de la deshonestidad”.

¿El engaño es normal en la vida?

“El engaño existe, y en ocasiones es necesario para sobrevivir, según las circunstancias de las personas, porque contiene una serie de variantes para amortiguar el dolor que esta vida trae”.

¿Como sobreponernos al engaño?

“El peor engaño es el que nos hacemos a nosotros mismos. No hay familias ni personas perfectas, ante estas situaciones de dificultad, las identificaciones y conductas de quienes nos rodean podemos aprender si nos útiles y también las formas de cómo sobreponernos a las pérdidas y engaños. No podemos cambiar las aflicciones de la vida, el  paso del tiempo, nuestro cuerpo y cuyo reflejo es el deterioro, enfermedad, siendo muy difícil sobreponernos a todos estos cambios. Pero debemos tratar de vivirlos con la mejor alegría que podamos, ya que en el fondo del alma nos cuesta mucho trabajo aceptar la muerte. Todo mundo vamos a morir. No vegetemos, tengamos  metas, ideas, vivir en paz, asumir solo el presente y el ahora, y nuestro cuerpo registrará ese ánimo”.

“Podrás engañar a todo el mundo un tiempo, podrás engañar algunos, todo el tiempo…Pero no puedes engañar a todo el mundo, todo el tiempo”. —Abraham Lincoln

Lee También

Comentarios