Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien

Ideas

Ideas |

MAZ Bronco que nunca

La visita de Jaime Rodríguez “El Bronco” al Museo de Arte de Zapopan (MAZ) pintaba para ser un evento lucidor para Pablo Lemus, con aires de precampaña presidencial, pero terminó en escándalo debido a la aversión del independiente a los medios.

Tras el discurso inaugural de Pablo Lemus en un foro “para dialogar y fortalecer las relaciones entre ambos gobiernos” en materia comercial (¡magazos!), “El Bronco” condicionó su participación a que los reporteros abandonaran el recinto.

Venía calientito. El lunes había amenazado con demandar a medios de Nuevo León: “¿Te puedes ir? Porque tengo el derecho de decidir a quién le puedo dar información o no”, le reclamó a un reportero.  

¿El problema? Zapopan había convocado al evento y hasta ofreció entrevistas con el mandatario (que naturalmente se cancelaron).
 
Finalmente, en un control de daños, Lemus ordenó el regreso de los medios después de media hora y tras la evidente molestia del mandatario estatal.

A ver cuándo lo vuelve a invitar Pablo.

***

Te pareces tanto a mí

Una adivinanza: cree fervientemente en el poder de las redes sociales, busca un cargo más pesado para 2018 y detesta la crítica de los medios.
 
¿Quién es?

***

El ombudsman estatal no sólo come y se promociona a costa de la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDHJ), también se pasea a costa del erario sin rendir cuentas.

Que sea transparente y pulcro en el ejercicio del gasto, ¿no es lo menos que se esperaría de un titular de derechos humanos?

Pues no es así. En la emisión de cheques de la Comisión hay uno con fecha de noviembre de 2016: “KARLU OPERADORA DE VIAJES SA DE CV (Anticipo por viáticos a Islas Canaria España, Felipe de Jesús Álvarez)” por un monto de  87 mil pesos.

Se trató de un viaje de “cuatro o cinco días” de Álvarez Cibrián para representar a un organismo externo. La pregunta es por qué pagó
Jalisco.

A más de medio año del viaje, el informe de resultados no ha sido transparentado como marca la ley.  

Pero lo paseado y lo comido, ¿quién se lo quita? Eso es lo que importa.

¡Salud!

Lee También

Comentarios