Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien

Ideas

Ideas |

Karla Medrano

Karla Medrano

Karla Medrano

“Nací en Guadalajara, estudio derecho y tengo un crush con la literatura. Aún no sé cómo se metieron los libros en mí vida, no sé quién tuvo la ingeniosa idea de presentármelos, desconozco si ese “alguien” tenía consciencia del vicio al que me inducía, lo que sí sé es que ahora que estoy tan adentro de las páginas, ya no hay escapatoria. Comencé a escribir quizá por inconforme, quizá por incomprendida, el punto es que ya no hay marcha atrás”.

—¿Tengo entendido eres la escritora más joven quien aparecerá en el Diccionario de Escritoras Jaliscienses que está trabajando la doctora Silvia Quezada?

—“Me emociona mucho poder participar en este proyecto, sobre todo tener la oportunidad de publicar junto a escritoras que admiro y me han enseñado a través de sus letras. Estoy contenta de que los jóvenes seamos tomados en cuenta para esta clase de proyectos y desde luego que representa una motivación para seguir en este camino y un compromiso conmigo misma”.

—¿Cómo te iniciaste en la literatura y quiénes han sido tus maestros?

—“Me inicié en las letras como lectora, andaba de un lado a otro con algún libro, a veces no dormía por terminarlos. Hasta que en secundaria me puse a escribir una ‘novela’, según yo, ahora cuando me animo a hojearla, me dan ganas de quemar los tres ejemplares que imprimí. Justo cuando entré a la prepa, decidí que a pesar del triste resultado de mi primera historia, quería seguir escribiendo, entonces entré a la Sogem. En cuanto llegué me sentí como en casa, pensé: aquí todos sufren del mismo vicio que yo, ¡los libros!, y desde entonces no me he ido, terminé el diplomado y me enamoré tanto de la visión de la escuela, que trabajé allí. He tenido maestros como Martha Cerda, Carolina Aranda, Mario Heredia y Jorge Orendaín, a los cuales admiro y les debo muchísimo aprendizaje”.

—Karla acabas de ganar una beca del CECA para publicar un libro de cuento infantil, ¿sobre qué trata el libro?

—“Es la historia de un pueblo en donde todos comienzan a quedarse calvos por culpa de una criatura come-cabello. Quería escribir un libro que no tuviera moralejas, que fuera sólo un libro para que los niños pasaran un buen rato y se divirtieran. Pero luego caí en cuenta de que “La Cosa”, que es el título de esta historia, tenía de alguna forma un tema político, y me dije: ¿cómo les voy a meter política a los niños en un cuento? Al final creo que obtuve el resultado que esperaba, además concluí que los niños son sumamente inteligentes y que iba a ser una grata experiencia ver como reaccionaban ante mi cuento”.

—¿Además de esa publicación ¿qué otros proyectos tienes?

—“Escribo un libro de cuentos, aún no sé cuánto tiempo me lleve terminarlo, y llegué a la conclusión de que no importa; cuando descubrí sobre qué quería escribir, me apasioné tanto con la idea, que ahora pienso que lo importante es acabarlo tal y como lo imaginé. También estoy trabajando un poemario o lo que sea que termine por ser, es un libro donde escribo de mi frustración universitaria, sobre los exámenes, el desvelo y el desempleo en general que sufre mi generación”.

—También estudias Derecho, ¿cómo compaginas tu carrera con la escritura?

—“No es difícil, creo que los escritores que más admiro estudiaron leyes. Es una carrera que se mueve junto con las personas, al igual que la literatura. Las leyes son retrato de nuestras conductas y la literatura debe de reflejar precisamente conflictos humanos. Creo que lo más difícil es darle su justo lugar a ambas y aprender que pueden ser aliadas”.

—¿Cómo te ves en el futuro, como una gran abogada o como una gran escritora?

—“No me gusta pensar en mí como dos personas distintas que están haciendo dos carreras, pero a veces siento que es así. Estoy consciente que en algún momento me encontraré frente al jardín de los senderos que se bifurcan y en ese límite creo que preferiría tomar el camino de las letras, pero apenas tengo veintiún años… todo puede pasar”.

Karla da una respuesta de Borges: “La duda es uno de los nombres de la inteligencia”

Lee También

Comentarios