Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Viernes, 14 de Diciembre 2018

Ideas

Ideas |

Isela López, medio ambiente

Por: Maya Navarro de Lemus

Isela López, medio ambiente

Isela López, medio ambiente

“Soy Isela López; hice la licenciatura en el ITESO.  En la escuela empiezan este tipo de movimientos sociales por el medio ambiente,  más que la forma  pública de: ‘¡Vamos a abrazarnos a un árbol!’, lo idóneo es formar un frente social escuchando argumentos  de  forma más inteligente, sin descuidar lo social y tomando  decisiones de poder con una política bien informada y  preparados para los cambios sociales y ambientales.

“La mujer juega un papel importante,  somos las pioneras desde el hogar, seguimos siendo las contenedoras en todos los sentidos; cuidar la plantita, el agua que le damos de beber a nuestra familia, las mujeres tenemos esta visión de la vida más clara que los caballeros.

“Estudié Derecho Constitucional, estuve dos años en el Poder Judicial Federal en los Juzgados de Distrito; estaba en la universidad cuando me dieron  esta oportunidad.  Aprendí el amparo a la práctica cotidiana, la repartición de la justicia, cuando el Poder Judicial estaba renovando sus valores éticos  estructurales. Buscando la preparación del funcionario público federal desde otra perspectiva, me decidí por una especialidad en Derecho Ambiental.”

“El doctor Ojeda Mestre me da la oportunidad de cursar la maestría en el país Vasco. En México no había demanda de la misma y la materia no se impartía en muchas instituciones, siendo pocos los especialistas, mismos que se habían abierto brecha ellos mismos. Allá tienen  una perspectiva  diferente, hay municipios en donde el Estado, a nivel europeo, les otorga elementos financieros para la sustentabilidad. Teniendo una ideología diferente a la de nosotros; ellos tienen otra conciencia.

“En México tenemos una ambigüedad muy fuerte. Hay dos vertientes: el  medio ambiente en función de la Naturaleza, o la depredadora: la Naturaleza en función del hombre. Debemos buscar un punto medio.  El Derecho Ambiental no sólo es esta área de la sustentabilidad en el agua, la tierra, cambios de suelo... va más allá, es nuestra organización urbana, calidad del aire, de vida,  y desde esa trinchera me tocó concientizar una lucha de género; son cotos casi siempre en manos de señores, incluso en esferas políticas y de gobierno. Ser mujer y joven, fue un obstáculo para mí, pero la voz social y académica han encontrado una vertiente, haciendo conciencia a esos cotos de poder de hacer cambios estructurales y económicos. Es una serie de costos sociales y ambientales que se integran a un sistema económico y político que antes se ignoraba. Las comunidades tienen ahora más voz e intervienen en esta problemática, social, ambiental y de preservación.

“Mi  trayectoria  ha sido concientizar, innovar, educar; teniendo la fortuna de estar en conferencias en Zaragoza, España, en el Congreso del Agua Mundial (2008). Se manejaban desde techos verdes, luz solar, plantas de tratamiento junto al río Ebro, que en la Segunda Guerra Mundial fue uno de los más contaminados. Feria de cambio ambiental climático, social, estructural, político, económico, con una serie de pautas históricas.  He participado también en foros con cursos en Coparmex, EL INFORMADOR,  periódico estatal que  tocara por primera vez el punto del Medio Ambiente, desde una perspectiva social y ambiental. La legislación ambiental es muy amplia, muchos puntos sociales son  noticia diariamente. También cooperé en Mural y Proceso con notas. En mi carrera llevo seis años de ofrecer consultoría y asesoría municipal y corporativa.

El tema de estudio actual  de Isela López es el agua en el Paisaje Agavero, Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. ¿Qué papel juega como zona patrimonial y qué rol tiene el agua como patrimonio humano? Opina: “La industria del tequila es muy representativa, hay que cuidarlo, proyectarlo y tener ese punto medio. Es un tema controvertido”.

“No se trata de satanizar a la industria: ‘Son los malos y están contaminando’, tienen los problemas de la linaza, están  intentando  hacer cosas. No son los malos de la historia, a nivel industrial se ha sobrepasado la capacidad del medio ambiente, el restablecerse y buscar un punto medio. La industria debe seguir su camino y el planeta darnos un servicio. El problema es que el contaminador no tome las medidas. Ahí debe aplicarse todo el rigor de la ley.

“Los ambientalistas no debemos ser radicales, poner el dedo de fuego contra todos y a todos. Señalar cuando se hace el mal, vivimos en un mundo económicamente activo; desaparecer una empresa que contamina, donde laboran 150 familias…  Ese punto sensible, social y ambiental es el que debe equilibrarse”.

Lee También

Comentarios