Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Miércoles, 17 de Enero 2018
Ideas |

Divulgación de la lectura

Divulgación de la lectura

Divulgación de la lectura

“Hola, Maya, gracias a tu conducto EL INFORMADOR, interesado en la cultura nos permite difundirla. Y estamos a punto de volver a clase, por eso te traigo a Trithemius… un espacio para el aprendizaje de la lectura y la escritura. Porque en la escuela nos enseñan a leer y a escribir, pero en Trithemius aprendes a leer y escribir de otra manera. Como un creador de mundos. Mundos a la medida de un sueño.

En Trithemius Talleres Literarios queremos que tomes conciencia de tus palabras. Tus palabras están construyendo una realidad. Y si tus palabras caen sobre el papel, aquello que has depositado ahí adquiere consistencia de realidad, al menos hasta que alguien la cuestione. En Trithemius deseamos enseñarte a cuestionar cada una de las palabras que otros o tú han sembrado en el papel, queremos que mires hacia tus antepasados —los Clásicos— como se mira a los padres y a los abuelos: con respeto, pero también intentando revisar qué cargas nos han pasado, generación tras generación, y qué dones nos han regalado, también generación tras generación.

Hoy en día —por efectos de la publicidad— se piensa que es más fácil que nunca ser escritor. Cuando es más complejo. Hoy, aunque tenemos muchas herramientas tecnológicas, y muchas facilidades para la escritura (y para la publicación), el asunto es más delicado. Más delicado que nunca. Precisamente porque los medios multiplican las publicaciones sin ton ni son, es más difícil encontrar la aguja en el pajar (con la aguja quiero decir aquello que se sostiene, que es válido por sí mismo, que trasciende el tiempo).

En Trithemius queremos que puedas ver la aguja, no porque se afile tu mirada, sino porque te entregamos un imán (herramientas críticas) para que la aguja salga brincando desde lo profundo del granero hasta tu mano.

Estamos conscientes del cambio y la evolución de lectores y escritores.

Entendemos que no se lee ni se escribe como en siglos pasados, y por eso desarrollamos estrategias que, sin perder de vista ni rechazar los valores y la tradición, fundan una plataforma para el salto evolutivo requerido por lectores y escritores hoy en día.

Para realizar un vinculo positivo y profundo con la literatura se requiere de acertados encuentros (con el libro, y con la palabra escrita). Por eso, no nos interesa tanto que leas ‘rápido’, sino que leas bien (con leer bien hablamos de comprender hondamente el mensaje).

Queremos ser un espacio a donde llegues como a un oasis, un espacio para contagiar el amor por la lectura, primeramente, no hay escritor que primero no haya sido lector. Queremos que no te sientas en la escuela; en Trithemius no hay números que registren la experiencia estética, no hay calificaciones para el suspiro que nace al leer un poema. No hay juicio para el que avanza por el sendero de las letras a su propio ritmo.

Cuidamos mucho que aquellos que han recibido el llamado a la escritura, respondan dignamente, que usen fórmulas que encanten, no letanías que duerman y ahuyenten al lector. Queremos que en nuestras sesiones nazcan tramas que hagan palpitar un corazón, y no encriptados ‘abusos’ del lenguaje.

Nuestros talleres siguen el camino de Shakespeare y Cervantes: Cultura, Inspiración, Arte, Imaginación y Ciencia”.

—¿Cómo nació Trithemius?

—“Hace ya más de diez años comencé a dar talleres en el Fondo de Cultura Económica, luego en SOGEM, pero en ambos espacios no tenía la posibilidad ni la libertad de combinar las clases con la vida, eran sólo clases, yo deseaba que la escritura fuera algo más.

Un día fue posible, como los hijos crecidos, independizarme de mis mayores e invitar a los que, como yo, sueñan con un mundo mejor. Las palabras son ladrillos para construir esa casa, todo lo que decimos sale volando como un sueño en busca de tierra fértil.

Eso es Trithemius, una tierra para sembrar nuestros sueños.

Y el nombre… Trithemius fue un monje alemán con una biblioteca impresionante, la más grande en su tiempo, y tenía una colección muy curiosa: libros de magia. Para él, la lectura y la escritura, eran magia. Son magia”.

Aquí dos páginas para quien quiera saber más:

www.trithemius.mx
www.yolandaramirezmichel.com

33-1296-0124

“Yolanda Ramírez Michel, Cultura y Arte, identifican a una ciudad”.

Lee También

Comentarios