Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Jueves, 23 de Noviembre 2017

Ideas

Ideas |

* Conciencia gremial

* Conciencia gremial

* Conciencia gremial

Supuestamente, una de las primeras y más trascendentales consecuencias de la situación que desde la semana pasada confronta Rafael Márquez, sería la dificultad para anunciar “urbi et orbi” el nacimiento de la Asociación de Futbolistas Mexicanos. Y es que, hasta donde se sabe, considerando que las reuniones preparatorias de ese proyecto se han realizado con relativo sigilo, Rafa, merced a su veteranía (38 años de edad y 20 de carrera) y, sobre todo, al prestigio acumulado durante su trayectoria internacional, se había constituido en el líder más notorio de ese movimiento.

*

La intención de los jugadores involucrados en el asunto era convocar, el próximo fin de semana, a la asamblea general de la que surgirían los nombres de todos los dirigentes, el organigrama operativo y los estatutos a que estarían sometidos.

Supuestamente se dejaría constancia, de manera paralela, de la anuencia —tácita hasta ahora— de la Federación Mexicana de Futbol (FMF).

El primer paso en firme, sin embargo, ya se dio. Pese al relativo hermetismo de sus dirigentes —recelosos, al parecer, dadas las fallidas intentonas de proyectos similares que consigna la historia—, trascendió que la Asociación de Futbolistas Mexicanos, Asociación Civil, quedó formalmente constituida el pasado 27 de abril ante el Registro Público de la Propiedad y el Comercio, en la Ciudad de México, con Carlos Salcido, Christian “Chaco” Giménez y el citado Rafa Márquez como miembros fundadores. Ahora que, por las razones que son del dominio público, Márquez ha desaparecido de la escena, se sabe que otros jugadores, como Óscar “Conejo” Pérez y Oribe Peralta, también participan en el movimiento.

*

La Asociación Sindical de Futbolistas Profesionales en 1971, la Asociación de Futbolistas Profesionales en 1986 y Futbolistas Agremiados de México en 2004, fueron los precursores de la iniciativa en curso. Salvo la primera, las subsiguientes agrupaciones han evitado la denominación de “sindicato” o similares, a sabiendas de que eso causa urticaria a los dirigentes de la FMF. Y es que una cosa es proponerse velar por los derechos de los futbolistas —muy frecuentemente sobajados por los “clubes”, según eso..., y carentes, en general, de conciencia de clase—, y otra muy diferente, de entrada,  a sabiendas de qué lado del pan está la mantequilla, declararle la guerra a la cocinera.

Con Márquez o sin él, lo más probable es que el proyecto avance. Que fructifique, ya lo dirá el tiempo…

Lee También

Comentarios