Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Miércoles, 14 de Noviembre 2018
Entre enero y noviembre de 2017 se vendieron 136 mil 227 barriles diarios de gasolina de Premium, 25.6% menos que en el mismo periodo de 2016. EL INFORMADOR/Archivo
Economía

Baja venta de gasolina Premium y Diésel

Tras el gasolinazo de enero de 2017, los consumidores han reducido el uso de esos combustibles
 

El Informador

Mientras que la comercialización de la gasolina Magna se mantuvo relativamente estable el año pasado, con un volumen de venta de 655 mil 427 barriles diarios en los primeros 11 meses de 2017, apenas 3.4% más que en 2016, la venta de Premium y el Diésel tuvo una baja considerable, de acuerdo con el último corte de Petróleos Mexicanos (Pemex).

Entre enero y noviembre de 2017 se vendieron 136 mil 227 barriles por día de Premium, 25.6% menos que la venta registrada en el mismo lapso del año previo. El Diésel también registró una baja de 4.6 por ciento.

Para los especialistas, la nueva política de precios de los combustibles que aplicó la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, bajo el argumento de un impacto en los costos internacionales de los combustibles, originó la baja en la venta de Premium y Diésel.

Ahora la mayoría de los consumidores tiene un uso más cuidadoso y racional del automóvil, lo que ha impactado directamente en la venta del combustible, consideró Kristóbal Meléndez, especialista en finanzas públicas del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP).

En lugar de consumir la gasolina más cara, pasaron a consumir la barata

“A un mayor precio de la gasolina se generó un menor consumo, la gente racionalizó el uso del automóvil y también empezó a usar más el transporte público”, subrayó el investigador, quien añadió que las empresas también implementaron estrategias para reducir el uso de su parque vehicular al eficientar la distribución de productos y mercancías.

En tanto, Adrián García, investigador en Ingresos Tributarios, destacó que la demanda disminuyó por el incremento del precio, por lo que deberían realizarse inversiones en el transporte público para facilitar la movilidad de la población.

Por su parte, Antonio Ruiz Porras, coordinador del doctorado en Economía de la Universidad de Guadalajara, dijo que la población afectada ha optado por ahorrar en la medida de sus posibilidades, “en lugar de consumir la gasolina más cara, pasaron a consumir la barata (Magna); también utilizan más el transporte público”.

Otra medida es que algunos usuarios han decidido mezclar el etanol con Magna para reducir el costo (12 pesos el litro), pero es algo prohibido por la autoridad federal.

De acuerdo con Pemex, a partir de 2012, la venta de Premium se incrementó hasta alcanzar los 205 mil 800 barriles en diciembre de 2016, cuando su precio era casi igual al de la Magna; sin embargo, el año pasado su costo al público aumento 20.1 por ciento.

Desde la entrada en vigor del gasolinazo en enero de 2017, el Gobierno federal aplicó costos máximos y mínimos en todo el país como el primer paso para la liberación de los precios, que inició a partir de marzo y concluyó en noviembre pasado.

Por contaminante, la Semadet rechaza uso de etanol en autos

La Semadet cuestiona el uso del etanol en los vehículos: “No aceptamos el uso masivo porque propicia más contaminantes ligados a los precursores del ozono”. EL INFORMADOR/G. Gallo

Este medio publicó ayer que, ante el encarecimiento de la gasolina, los tapatíos han buscado alternativas como la mezcla del combustible con etanol para suavizar el impacto del gasolinazo; sin embargo, la Secretaría de Medio Ambiente y Desarrollo Territorial de Jalisco (Semadet) pide precaución sobre su uso.

“No aceptamos el uso masivo de etanol, que sustituya de manera formal, porque el etanol hasta como lo tenemos entendido propicia más contaminantes ligados a los precursores del ozono”, asegura la secretaria Magdalena Ruiz Mejía.

El etanol es un compuesto químico derivado de productos como la caña de azúcar o el maíz, que se utiliza como biocombustible, por lo que desde julio de 2016, la Comisión Reguladora de Energía modificó la Norma Oficial Mexicana 016 y consideró “técnicamente viable” la introducción de gasolinas con hasta 10% de etanol, pero exceptuó a las Zonas Metropolitanas del Valle de México, Guadalajara y Monterrey.

En este contexto, a finales del año pasado se envió una solicitud formal desde Jalisco a la Comisión, dependiente de la Secretaría de Energía (Sener), para que permita la venta de gasolinas oxigenadas con etanol.

La propuesta de modificación a la NOM 016 CRE, presentada el 30 de octubre de 2017, está consensuada entre autoridades del Gobierno del Estado, el Congreso de Jalisco, miembros de la iniciativa privada, productores, agricultores, asociaciones civiles y académicos de ocho universidades y centros de investigación del Estado.

Sin embargo, la Semadet asegura que se trata de un contaminante agresivo, por lo que su mezcla con gasolina “no es aceptable”. Para evitar que se disparen los contaminantes, la funcionaria recuerda que se realizó una petición a la Sener para que especificara una mezcla adecuada de etanol, de acuerdo con las características de temperatura y altura de la Zona Metropolitana de Guadalajara.

“La reacción del etanol frente a la temperatura hay que manejarla para que no sea perjudicial”, explica Ruiz Mejía, quien pide celeridad a la Sener y al Instituto Mexicano del Petróleo para que diagnostiquen el uso del etanol bajo un principio precautorio.

Por su parte, la diputada Mónica Almeida lamenta que en Jalisco se prohíba el derecho a tener gasolina de mejor calidad y precio, por lo que lanzó un llamado a la Secretaría de Energía y a la Comisión Reguladora de Energía para levantar la prohibición del uso de etanol en la Zona Metropolitana de Guadalajara.

“Liberando esa norma las propias asociaciones de gasolineros estarían en la posibilidad de recibir en sus gasolineras establecidas una mezcla (con etanol) para servirla directo al automóvil”, señala la legisladora, quien añade que se trata de la mejor fórmula para mejorar la calidad del aire, “agregarle etanol a la gasolina base de mejor calidad es la mezcla más valiosa que podríamos tener en Jalisco”.

Venta de aditivos

En la metrópoli ya hay negocios que venden etanol (a 12 pesos el litro en promedio). Operan como empresas que ofertan aditivos para los vehículos.

Prevén más aumentos

La liberalización del mercado de las gasolinas ha afectado las finanzas personales. EL INFORMADOR/Archivo

Desde el 30 de noviembre de 2017 los precios al público de las gasolinas y el Diésel son determinados por cada estación de servicio del país, sin que exista un precio máximo o un precio único impuesto por el Gobierno federal.

En este contexto, especialistas no descartan incrementos significativos en el precio de gasolinas este año como parte del proceso de liberalización que la Secretaría de Hacienda emprendió en enero de 2017.

Kristóbal Meléndez Aguilar, especialista en finanzas públicas del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP), señala que uno de los impactos más negativos de la liberalización del mercado de las gasolinas es que las finanzas personales se han visto afectadas.

“Se ha visto afectado su poder adquisitivo y hay un enojo importante de la población”.

Explica que “si la gasolina se incrementa, los precios de todos los insumos también pueden aumentar de forma importante”.

Por su parte, Adrián García, especialista en Ingresos Tributarios del CIEP, acentúa que la expectativa es que siga incrementándose el precio del petróleo, aunque no descartó que al aumentarlo también se incremente el estímulo fiscal para amortiguar el impacto.

Por su parte, el economista Antonio Ruiz Porras, coincide en que el aumento de los precios del petróleo aumentará el costo de la gasolina. “La reforma no ha sido lo que la gente esperaba. Es necesaria una mayor certidumbre en el costo de los combustibles en México, se necesita mayor regulación para que los acontecimientos del mercado internacional tengan un menor impacto”.

A inicios de año, la Asociación Mexicana de Empresarios Gasolineros (Amegas) estimó que el incremento en el Impuesto Especial sobre Producción y Servicios a gasolinas podría impactar en un aumento de hasta 6.9% en el precio de los combustibles; es decir, alrededor de 40 centavos por litro.

Al respecto, Petróleos Mexicanos (Pemex) descartó que existan motivos para incrementar el precio de las gasolinas: “La fórmula que determina los precios de las gasolinas y Diésel al mayoreo en México contempla mecanismos que reducen su volatilidad, por lo que no existe ningún fundamento para estimar un aumento brusco en dichos precios, lo que no ha ocurrido”, informó la paraestatal en días pasados.

GUÍA
 
Información 
Para verificar los precios de la gasolina en tiempo real y ubicar las estaciones más cercanas, Pemex y la Comisión Reguladora de Energía (CRE) han desarrollado aplicaciones disponibles en IOS y Android.
 
Gasoapp
Permite ubicar a nivel nacional la gasolinera más cercana y barata, de acuerdo con la ubicación del interesado, tipo de combustible preferido y radio de kilómetros de búsqueda. Permite evaluar el servicio de la gasolinera y visualizar las calificaciones otorgadas.
 
Localización
Pemex también permite localizar la estación de servicio más cercana (únicamente de Pemex), así como la forma de pago en cada una y los servicios adicionales que se ofertan.

Jalisco recibirá sólo 30 MDP más tras gasolinazo

Mientras que en el año 2016 el Gobierno de Jalisco recibió 174.3 millones de pesos (MDP) adicionales respecto al año previo por el Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) aplicado a gasolina y diésel, este año estima un ingreso de mil 641.3 millones de pesos, que equivalen solamente a 29.9 millones más que los proyectados en la Ley de Ingresos de 2017.

Aunque al igual que Jalisco, el resto de las Entidades federativas no sufrió pérdidas recaudatorias por el cobro del impuesto a los combustibles, las participaciones se han visto impactadas por la caída en las ventas de los combustibles.

Kristóbal Meléndez, investigador del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria, destaca que la población empezó a consumir menos gasolina tras el gasolinazo en enero pasado, lo que impactó el ingreso que reciben las Entidades por este impuesto.

Pese a ello, Jalisco destaca entre las Entidades más beneficiadas junto con el Estado de México y la Ciudad de México. Entre 2008 y 2017, Jalisco recibió 15 mil 381 millones de pesos por concepto del componente estatal del IEPS de combustibles, ocupando el segundo lugar nacional, de acuerdo con la secretaría de Hacienda y Crédito Público.

Además del componente federal que está sujeto a cambios por los estímulos fiscales, en el precio al público de los combustibles también se cobra un IEPS estatal fijo, que se transfiere directamente a los Estados y que se actualiza cada año conforme a la inflación, de acuerdo con la Ley del IEPS y el Código Fiscal de la Federación.

Entre 2017 y 2018, lo cuota estatal para la gasolina Magna pasó de 38.00 a 40.52 centavos por litro; para la Premium pasó de 46.37 a 49.44 centavos por litro, y para el Diésel de 31.54 a 33.63 centavos.

De acuerdo con el especialista, los Estados tienen derecho a ese ingreso que se distribuye de acuerdo con el consumo de gasolina de los habitantes y el tamaño de la población.

Ingresos por el impuesto a las gasolinas en Jalisco
2014 1,246’574,000
2015 1,396’139,000
2016 1,570’448,000
2017  1,611’416,000
2018   1,641’385,000

Fuente: Leyes de Ingresos del Gobierno de Jalisco.

TELÓN DE FONDO

Gobierno federal perdió 70 mil millones en subsidios

Al cierre del año pasado, el Gobierno federal tuvo una pérdida de 70 mil millones de pesos (MDP) derivada de la política de estímulos al Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) aplicada en 2017 a los precios de los combustibles para amortiguar el impacto a los consumidores tras el gasolinazo de enero.

La Ley de Ingresos 2017 contemplaba una recaudación total del impuesto por 284.5 mil millones de pesos; sin embargo, al cierre del año pasado se recaudaron 214.5 mil millones de pesos.

Adrián García, investigador en Ingresos Tributarios del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP), detalla que el Gobierno aplicó los estímulos al IEPS en parte para evitar el costo político por el gasolinazo, pero “la liberalización de los precios no se ha cumplido, probablemente tenga que ver con mantener el precio sin aumentos abruptos porque eso puede causar muchos problemas a la población”.

De acuerdo con el especialista, el precio internacional del petróleo y el tipo de cambio presionaron el precio de la gasolina, por lo que se aumentó más de lo previsto y se tuvieron que aplicar estímulos fiscales mayores, “lo que ocasionó que el IEPS fuera menor y disminuyera la recaudación”.

Para el investigador Kristóbal Meléndez, la baja en la recaudación del IEPS es consecuencia del encarecimiento de los combustibles y su baja en el consumo.

En tanto, el economista Antonio Ruiz Porras asegura que las variaciones en el precio del barril de petróleo influyeron en la baja recaudatoria.

“Hubo problemas en la manera en que se implementó la liberación de los precios de la gasolina y esto generó diferencias en los ingresos recaudatorios y el IEPS sufrió modificaciones a partir de noviembre con la liberalización de los precios de la gasolina”, detalló el académico de la Universidad de Guadalajara.

Sin embargo, el experto Adrián García prevé que la pérdida recaudatoria continúe este año porque el precio de petróleo está por encima de los 48.5 dólares por barril y en la medida en que el crudo aumente, el Gobierno se verá obligado a otorgar más estímulos al IEPS.

En este contexto, Hacienda anunció que mantendrá este año los estímulos fiscales en el impuesto a gasolinas y Diésel para amortiguar las fluctuaciones internacionales en los precios de los combustibles.

Desde el 30 de noviembre pasado, cuando se completó la liberalización de los precios, la dependencia ha “suavizado” las variaciones abruptas en los precios de referencia y el tipo de cambio mediante el esquema de estímulos semanales al IEPS.

De acuerdo con la Amegas, la recaudación del impuesto por combustibles será 9% menor este año, con 258 mil 633 millones de pesos.

Incentivo per cápita para gasolina en el 2018
Entidad Subsidio (pesos)
Sonora  303
Baja California Sur 297.7
Tabasco   291.6
Colima  265.8
Querétaro  253.3
Chihuahua  250.3
Sinaloa 245.6
Baja California 240.1
Tamaulipas   233.9
Nuevo León 230
Jalisco   202.1

Fuente: Centro de Investigación Económica y Presupuestaria.

Sigue: #DebateInformador

¿Usaría el etanol como mezcla para su vehículo para ahorrar en el gasto de los combustibles?

Participa en Twitter en el debate del día @informador